Google+ Followers

jueves, 31 de octubre de 2013

LA CONJURA DE LOS NECIOS, DE JOHN KENNEDY TOOL

Cómo he echado de menos volver a mi rincón de escribir, y ahora he vuelto para despedir a un tipo que se ha fugado, huyendo del hatajo de necios que  hacían de su existencia algo terrible y malo para su salud mental y física. Un tipo que haría hervir la sangre del más paciente y bueno. A base de una concatenación de sucesos bastante estrambóticos, se hace una caricatura de una parte de la sociedad, que si bien es desgraciada, hacen de la desdicha la auténtica diversión, con ingenio, variedad de personalidades y situaciones estrafalarias.
 
Ignatius J. Reilly, es un ser cultivado, dado a la filosofía, enemigo de la zafiedad, escritor, pero su gran defecto es que no sabe ser persona...
La sociedad no está hecha para él, conflictivo hasta hacer perder el control a su propia madre, por lo menos a mi, me hace dudar si en realidad no será un genio que no traga con nada y a base de hacerse el inadaptado, es capaz de no subyugarse a los convencionalismos y seguir a su propio espíritu.
La obra tiene un ritmo rápido pero monótono, es un "no parar" de situaciones dignas de la mejor comedia, con un humor sarcástico, espontáneo, ingenioso, ágil y con la extravagante personalidad del protagonista que no para de sacar de sus casillas a aquel que se cruza con él, con su imparable y brillante vocabulario y comportamiento egoísta sin más. Pero son tan continuadas sus peripecias y las de los demás personajes, que puede cansar al lector, no hay ni picos ni valles, es una línea continua de disparates y diálogos desternillantes que pueden desembocar en rutina argumental. Pero el final, merece la pena... aparece en persona un personaje que convive a lo largo de todo el escrito con Ignatius en una forma epistolar, para liberarle de esa celda del medievo, en la que tan a gusto se encuentra nuestro babuino humano.
 
Ignatius aparentemente, parece ser una persona libre de todo convencionalismo social, pero está atado en su propia prisión medieval con sus propias fobias y angustias, porque precisamente se cree víctima de esos convencionalismos que no sabe adaptar a su vida.
Es un libro imprescindible, sobretodo si se está de bajón.
 
Si os gustan los personajes difíciles en este enlace os presento a algunos que no os dejarán indiferentes.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario